Un concepto constructivo solido y funcional fue el punto de partida de la nueva identidad visual y corporativa que este organismo precisa transmitir en los diferentes certámenes turísticos a los que acudirá.